Se Conmemoró el Día Nacional de la Mujer Indígena

Por Jaime Arizmendi

-Las indígenas son las que más han sufrido la violencia y discriminación histórica: diputada Irma Juan Carlos

-Se entregará al Ejecutivo Federal propuesta de reforma a la Constitución sobre derechos de pueblos originarios y comunidades afromexicanas

Argonmexico / En el marco de la conmemoración del Día Nacional de la Mujer Indígena, la diputada Irma Juan Carlos (Morena) afirmó que las indígenas han encabezado las grandes luchas para hacer visibles su realidad y necesidades, a fin de que no sean excluidas y se reconozcan sus derechos, porque son las que más han sufrido la violencia y discriminación que históricamente el Estado, incluso, fomentó.

“Ser sujetos de derechos, como mujeres y colectividad es un tema pendiente que hoy es parte de la agenda política y legislativa, al prevalecer la violencia estructural, exclusión, discriminación, racismo, falta de oportunidades, sin participación política y la necesidad de acceder a los derechos culturales, a la vivienda, educación, salud y a una vida digna”, apuntó. Por ello, se impulsa una reforma a la Constitución Política y a leyes secundarias, que reconozca estos derechos con el propósito de hacer visible la falta de oportunidades y la discriminación. “Las indígenas tienen voz y unen esfuerzos para avanzar en el reconocimiento de sus derechos fundamentales”, agregó.

Informó que, en breve, se entregará al Ejecutivo Federal la propuesta de reforma a 15 artículos de la Constitución Política sobre derechos de los pueblos indígenas y comunidades afromexicanas, con el fin de saldar la deuda histórica que el Estado ha tenido con estas poblaciones. El propósito es iniciar el proceso legislativo para que sea una realidad y se apruebe en la LXV Legislatura, dijo. Destacó que el ser sujeto de derecho es un tema que ha sido una demanda de los pueblos indígenas. Hizo votos para que el trabajo realizado en los foros de consulta a 68 pueblos originarios y afromexicanos se concrete en beneficio colectivo. La legisladora por Oaxaca indicó que es el primer año que se conmemora el Día Nacional de la Mujer Indígena, el 5 de septiembre, en paralelo al Día Internacional de la Mujer Indígena, al reconocer el arduo trabajo que se ha realizado para el reconocimiento de los derechos de las mujeres autóctonas.

Se necesita una tercera reforma constitucional que reivindique derechos indígenas

La magistrada en el Tribunal de Justicia Administrativa de la Ciudad de México, Larisa Ortiz Quintero, originaria náhuatl del estado de Puebla y con 30 años de activismo en la promoción de los derechos indígenas, destacó que se vive un momento histórico para reivindicar las demandas de las mujeres originarias, a fin de reconocerles el derecho a su participación política y toma de decisiones y modificar la situación crítica en que viven. Por ello, los pueblos autóctonos y comunidades afromexicanas necesitan una tercera reforma constitucional para que fortalezcan sus derechos fundamentales y reconocerlos como sujetos colectivos de derechos públicos.

Los pueblos indígenas han tenido liderazgos muy importantes en espacios políticos y sociales

La magistrada del Tribunal Superior de Justicia de Veracruz, Rosalba Hernández Hernández, comentó que el Día de la Mujer Indígena es un logro de una ardua lucha. Dijo que los legados han trascendido y ha habido muchos avances, como el uso de la voz para la mujer. “Hoy se honra y se reflexiona en su memoria, no para quedarse en el pasado, sino para retomar la lucha de las ancestras que son parte del constructo de la mujer indígena”. Consideró que las mujeres de los pueblos indígenas han tenido liderazgos muy importantes en espacios políticos y sociales, demandan el respeto de las comunidades originarias, y construyen y visibilizan un feminismo de corte comunitario.

Movimientos de mujeres indígenas, de los más importantes en el siglo

Ana Mireya Santos López, magistrada por el estado de Oaxaca, dijo que hablar de las mujeres indígenas es despertar la conciencia pluricultural del país. Refirió que entre los movimientos sociales más importantes de nuestro siglo está el de las mujeres en toda su diversidad y el de las comunidades indígenas que buscan un espacio más justo y de bienestar para todas y todos sus integrantes. Señaló que se requieren políticas públicas efectivas y que no haya simulaciones para el respeto autónomo de este sector. “Es necesario que se respeten las garantías a la justicia y a los derechos humanos. Reconozco a la gente que ha intervenido en la gran siembra de ideas para hacer valer los derechos de los pueblos indígenas y afromexicanos”.