Cosa de Prensa: Fernando Lozano Galindo(+)

Por Javier Rodríguez Lozano

*Cómo Empedrando los Caminos *Los Panchos, Los Dandys; los Amigos

Argonmexico / AGUASCALIENTES, Ags.- “Cuando me dijeron que cuando me vaya nada me puedo llevar, empecé a vivir lo que me quiero llevar”. Y lo que nos queremos llevar es la satisfacción de haber servido a la gente en muchos sentidos, especialmente en el de informar con decencia. Es un honor para quien esto escribe, empedrar los caminos con recuerdos, unas veces redondeados como las piedras con el paso del agua; otras, cuadrados, las más de las veces, por la ingratitud…

Para Usted que conoció al periodista Fernando Lozano Galindo escribimos esta reminiscencia post mortem. Dícese que “Dios los hace y ellos se juntan”. Hasta nuestro ingreso al periodismo en 1966 solíamos cantar en las fiestas y no lo hacíamos mal, según nos decían, de tal suerte que Los Panchos, con el aguascalentense-guanajuatense Chucho Navarro en primera fila, Los Diamantes, de Enrique Quezada y Gustavo Prado, y Los Dandys de Güicho Cisneros, eran nuestros ídolos.

¿Quién iba a decir que algún día nuestros caminos se juntarían? Era 1975 cuando Higinio Moreno Cisneros nos invitó a colaborar con él en la oficina de prensa del Fondo Nacional de Fomento Ejidal. Él había sido reportero del diario Novedades, pero había sido mucho más que eso. Entre su staff se hallaba un joven melenudo, de pantalones acampanados, de tan solo 21 años de edad y de nombre Fernando Lozano Galindo.

Alguna vez él, Gerardo González, Rubén Mares, Hilda Tapia, Lulú –la novia de don Higinio- y otros compañeros nos visitaron a mi esposa y a mí a un convivio que ofrecimos en nuestra casa de Joaquín García Icazbalceta, en la colonia San Rafael…

Pues resulta que don Higinio Moreno, con su hermano Miguel (luego reportero de La Prensa), había formado con Güicho Cisneros en los años 50’s el trío Las Tres Piedras. El bolero que inmortalizara al compositor duranguense, Gema, sería estrenado en 1958. Primero moriría Miguel, creemos que después don Higinio y apenas el 10 de octubre del año pasado, a los 73 años de edad, fallecería Luis Cisneros Alvear, mejor conocido como Güicho Cisneros…

Y “se rompió la taza”. Nosotros ingresaríamos al año siguiente a La Prensa, en momentos en que Miguel Moreno salía de aquella cooperativa, y con el tiempo nos enteramos que Fernando Lozano Galindo reporteaba para unomásuno. Su señor padre, don Pedro Lozano, como reportero de El Día había hecho muchos buenos amigos, como Rodolfo “El Güero” Landeros Gallegos, jefe de prensa en Hacienda y luego en Presidencia, un señorón. Y sería Rodolfo quien lo recomendaría no solo a aquel periódico, sino también a Aguascalientes, cuando se gestaba en el techo de los 80’s la fundación del periódico El Hidrocálido, al que Fernando le dedicaría sin duda sus mejores años.

La Cosa es que…

Hace una década que volvimos a nuestra tierra le trajimos a Fernando una foto enmarcada de aquel 1975 en nuestra casa, y por supuesto, se emocionó hasta la médula. Silvia su hermana está de testigo: “¿Y qué fue de don Higinio, de Lulú, de los amigos de entonces?”, nos preguntaba inmerso en la nostalgia. Buen viaje, compañero y amigo, Fernando Lozano Galindo; qué tal.