El Debate, Igual que un Clásico de Futbol

Argonmexico / La verdad es que el debate entre los cinco aspirantes a la silla grande, no conmovió a los más de 10 millones de mexicanos que se dice lo vieron el pasado domingo. Sin entrar en detalles sobre quién ganó, como de quien lució mejor o peor, ese debate dominical resultó como un clásico entre América y Guadalajara, que termina empatado y sin goles.

Todo mundo estaba esperando algo, que alguno expresará por lo menos una idea para influir en su decisión sobre en quién piensa votar el 1 de julio.

Es lo mismo que ocurre en un partido de futbol clásico, cuando todos esperan que alguno de los jugadores haga la gran jugada y termine con el empate sin goles, pero llega el final del encuentro y nadie pudo hacer nada.

Si, hubo buenos momentos, sobre todo cuando se hicieron preguntas directas entre los contendientes, pero nada pasó, porque los interrogados no dieron respuestas concretas.

Todos vimos cómo los conductores hicieron cuestionamientos concretos, y los candidatos se hicieron como que no entendieron y hablaron de lo que quisieron, como cuando les preguntaban ¿Qué propone para combatir la corrupción?, invariablemente respondieron: “La corrupción es el cáncer que padece el país y hay que combatirlo de raíz”.

Y las respuestas, nada, no aparecieron, como lo dijo López Obrador, yo voy a combatir la corrupción como se barren las escaleras, de arriba para abajo (¿?).

Por eso, cuando El Bronco se atrevió a proponer que, para reducir la delincuencia, había que córtale la mano a los que roben, hasta la conductora de Milenio se alarmó y dijo, “no lo está proponiendo literalmente, ¿verdad? A lo que el Bronco respondió: sí, claro, literalmente córtale la mano a los rateros.

En fin, ni siquiera Margarita Zavala, quien aparentemente no tiene compromiso con nadie, fue capaz de dar respuestas concretas.

En fin, habrá que esperar a ver si pasa algo interesante en el próximo debate, en Tijuana, pero tampoco hay que esperar grandes cosas, porque son muchos los candidatos que participan y todos se hacen los mañosos para sortear las preguntas comprometedoras.

EL PULSO.- En San Lázaro, los diputados que dirigen las bancadas, acordaron esperar hasta el lunes 30, para hacer la clausura del último periodo ordinario de sesiones de la actual legislatura. Por eso sesionarán esta semana tres días, para ver qué alcanzan a sacar del gran cúmulo de pendientes que tienen; además de esperar a que en el Senado se pongan de acuerdo y saquen en estos días la reforma constitucional para eliminar el fuero.

***En realidad, ese asunto de fuero constitucional es lo que trae preocupados a los diputados, pues le pusieron tanta enjundia y velocidad a la aprobación, que se les antoja una mala onda que los senadores no lo tomen con la seriedad debida y lo aprueben, aunque le hagan modificaciones, lo cual obliga a los diputados a ratificarla por la vía fast track.

Por eso tienen que esperar hasta el lunes para clausurar, porque no quieren irse sin dejar lista la reforma constitucional, que debe ir a los congresos estatales para su ratificación. No vaya a pensar que los diputados son muy celosos de su deber y sacrifican el “puente” del Día del Trabajo, precisamente por su celo al trabajo.

***El que no se la va a acabar es el gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, quien tuvo la osadía se anunciar que va a apoyar la candidatura de José Antonio Meade. Lo van a expulsar del PRD, lo cual lo debe traer muy preocupado y hasta angustiado.

Alejm04@gmail.com