Alistan Desarrollo Agroalimentario y Agroindustrial del Istmo de Tehuantepec

Por Emilio Durán

Argonmexico / ​Dio inicio seminario con el desarrollo temático: “Cadenas productivas estratégicas”. El encuentro se da en el marco de las acciones del Programa Istmo, para impulsar el crecimiento económico de la región y el bienestar de sus pobladores, así como fortalecer al sector agroalimentario.

La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader), el Corredor Interoceánico del Istmo de Tehuantepec (CIIT) y el Instituto Tecnológico Nacional de México (TecNM), en coordinación con dependencias federales e instituciones educativas y de investigación, empresas privadas y los gobiernos de Oaxaca y de Veracruz, inauguraron el seminario Iniciativas para el desarrollo agroalimentario y agroindustrial del Istmo de Tehuantepec 2022: “Cadenas productivas estratégicas”.

Este encuentro forma parte de las acciones del Programa Istmo, que impulsa el crecimiento de la economía regional, el bienestar de su población y fortalece al sector agroalimentario.

El seminario abre un espacio de diálogo, dirigido a todas las personas vinculadas al sector, en el que, en 12 sesiones, se identificarán iniciativas y experiencias de desarrollo agroalimentario y agroindustrial en el Istmo de Tehuantepec, que favorecerán la vinculación entre los actores del sector y generarán propuestas para la integración de cadenas productivas estratégicas.

México enfrenta el reto de alcanzar, en un futuro próximo, la soberanía agroalimentaria y hacer partícipes de los grandes beneficios y oportunidades a las comunidades, señaló el director general del TecNM, Ramón Jiménez López.

Al dar la bienvenida comentó que el país no es ajeno a la situación mundial de desabasto de granos básicos.

Por ello, reconoció el que el Gobierno de México ponga especial atención al campo, sobre todo en los precios de garantía y en la disponibilidad de granos básicos.

Señaló que para el TecNM es un honor participar de manera activa y permanente en las acciones que materializan la política de desarrollo social y productiva del gobierno federal, con el Programa Istmo.

Asimismo, resaltó que el TecNM es la institución de educación superior con mayor influencia en el Istmo de Tehuantepec, sus cuadros académicos y más de 40 mil alumnas y alumnos tienen el compromiso de contribuir al desarrollo del sector agroalimentario e industrial de la región.

El director general del CIIT, Rafael Marín Mollinedo, comentó que las actividades agroalimentarias son fundamentales para el ingreso de las familias de la región, así como para los esquemas de abasto nacional.

Sostuvo que, con el fin de aprovechar las oportunidades que se generan en la región, se promueve el fortalecimiento de cadenas productivas estratégicas, se trabaja en impulsar productos con oportunidades de mercado y de territorios con vocación productiva, así como en propiciar mayor vinculación de la agroindustria con la producción agroalimentaria local para generar sinergias que promuevan la mejora de la competitividad, de las capacidades productivas y asociativas de los productores y la agregación de valor, así como la atracción de inversiones.

Estas acciones, dijo, impulsarán la articulación de un sistema agroalimentario regional que integrará las cadenas productivas estratégicas con los polos de desarrollo, a través de la consolidación de la producción en puntos de acopio, selección y beneficio primario que cuenten con productos en los volúmenes y la calidad requerida para la agroindustria y los mercados nacional e internacionales.

En representación del secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, Víctor Villalobos Arámbula, el coordinador general de Enlace Sectorial, Víctor del Ángel González, subrayó que el Corredor Interoceánico contribuirá a abrir nuevas rutas de comercio, generar mayor desarrollo en la región y a garantizar el bienestar para todos los habitantes de la zona, en particular para los que menos tienen, con total respeto a la cultura y el tejido social.

Indicó que Agricultura atiende de manera permanente la región a través de los programas prioritarios, con los que se beneficiará a más de 65 mil productores en 2022, y la oferta de bienes y servicios públicos que faciliten el aumento de la productividad, mejoren la comercialización e incrementen el valor agregado a los productos primarios.

El servidor público federal aseguró que el sector agroalimentario del Istmo se beneficiará con el que es uno de los proyectos más importantes del Gobierno de México, gracias a una creciente demanda local de alimentos, mayor facilidad para la exportación de insumos, por ser puerta de entrada para el abasto de alimentos para el sur sureste, y por su potencial para el desarrollo de la agroindustria, empleos, ingresos y bienestar.

En representación del gobierno de Oaxaca, el secretario de Desarrollo Agropecuario, Pesca y Acuacultura, Gabriel Cué Navarro, señaló que el seminario que inician será clave para impulsar el desarrollo del sur sureste del país.

El secretario de Agricultura de Veracruz, Evaristo Ovando Ramírez, expuso que en la entidad el tema del istmo es prioritario, por lo que el gobierno del estado invierte en la región alrededor de 42 millones de pesos en asesoría técnica y equipamiento para pequeños productores y alrededor de 12 millones de pesos para caminos sacacosechas; todo, bajo un enfoque sustentable y tecnológico.

Durante las sesiones del seminario serán motivo de diálogo las cadenas productivas estratégicas agroalimentarias para la región, como la ganadería bovina, sus encadenamientos y las prácticas sustentables, y se abordará lo referente a los sectores de la piña, limón, mango, maíz, ajonjolí, café, hule, acuacultura y manejo agroforestal.

Además, se abordarán temas transversales como innovación, sanidad e inocuidad, sustentabilidad, asociatividad, financiamiento y certificaciones, entre otros, abundó.

Con el propósito de ampliar la difusión del seminario, las mañanas del segundo jueves de cada mes se transmitirá en los diferentes canales de información de las dependencias y organismos participantes.

La primera sesión se dedicó al maíz, con el análisis de sus oportunidades comerciales y para la seguridad alimentaria. Al respecto, el director general del Centro Internacional de Mejoramiento de Maíz y Trigo (CIMMYT), Bram Govaerts, destacó que durante la pandemia el campo mexicano respondió rápida y eficazmente y los productores demostraron su capacidad de resiliencia ante la crisis, elementos que deben ser reflejados en el sistema global.

Consideró que el sistema global de producción adoptó un proceso enfocado totalmente en la eficiencia, por el que estamos pagando un precio y es necesario transformar los sistemas agroalimentarios a sistemas resilientes.

También, participó el ingeniero Ernesto Cruz González, quien en 2019 obtuvo el récord mundial en producción de maíz (44 toneladas por hectárea), en Shanxi, China, así como productores, investigadores y servidores públicos que resaltan por sus contribuciones al acervo nacional de conocimientos en maíz y, en particular, para la producción de este grano básico en el Istmo de Tehuantepec.

En el acto, además, estuvo presente el director general del Colegio de Posgraduados (Colpos), Juan Antonio Villanueva Jiménez, y el coordinador general de Universidades Tecnológicas y Politécnicas, Herminio Baltazar Cisneros.