Un par de documentales de gran calidad

cineargonmexico.com/ El género documental ha acaparado poco a poco las marquesinas de los cines de todo el país, a pesar de las posturas primitivas que prejuzgan y califican a estos como aburridos o tediosos, y precisamente un par de documentales que han dado mucho de que hablar son “Esto es todo” y “Los que se quedan”.

 

Uno distante del otro en temática, forma y sobre todo presupuesto, pero ambos de gran calidad y con una carga emocional importante.

El primero, “This is it” –título original- contado en forma de making of, nos muestra momentos destacados del trabajo artístico de Michael Jackson sobre el escenario. Carente de situaciones íntimas y sociales, la visión de su director Kenny Ortega, se limita a enseñarnos a un cantante explosivo, lleno de energía, pero que casi no tiene contacto con el resto del mundo.

Las imágenes que nos ofrece este filme, reconstruyen un espectáculo de varios conciertos y presentaciones. Con este trabajo, su director podría captar cientos de miles de dólares más de los que ya ha recaudado.

Sin lugar a dudas, una buena opción para asistir al cine con un documental netamente comercial, aunque la frase pueda parecer extraña.

Los que se quedan

La otra magnífica opción documental para asistir al cine esta semana es la cinta del mexicano, Juan Carlos Rulfo, “Los que se quedan”, el cual refleja la zozobra que enfrentan muchísimas familias por la partida de sus seres queridos en la búsqueda de mejores oportunidades de vida en los Estados Unidos.

Con una fotografía espectacular, Rulfo y su codirector Carlos Hagerman, captan con su lente paisajes rudos, hostiles y hermosos, en los que aparecen personajes que al terminar la cinta dejan una huella imborrable entre los espectadores.

El sentimiento que nos hereda la exploración a fondo del otro lado de la migración, es tan variado como la nostalgia, el coraje y la ternura, que al final se transforman en tristeza, pues el filme tiñe de muchos colores la pantalla grande.

Un trabajo digno de comentarse fueras de la sala, tomándose un café con los amigos, absolutamente recomendable para todo mundo.

Sólo le recuerdo que la imaginación se disfruta más en la oscuridad del cine, así que no deje de asistir a su sala favorita.

Para dudas, comentarios o sugerencias: trejohector@gmail.com

Deja un comentario