Continúa Rehabilitación de Carretera Xochimilco-Tulyehualco

Por Daniel Gomtre

Argonmexico / La Secretaría de Obras y Servicios (SOBSE) rehabilita la carretera Xochimilco-Tulyehualco, dañada tras el sismo del 19 de septiembre de 2017. Esta vialidad conecta las delegaciones Xochimilco, Milpa Alta y el estado de Morelos.

Para recuperar la vialidad, la dependencia desarrolló un protocolo de acción –actualmente en proceso–, que consiste en más de mil 300 inyecciones de una mezcla diseñada para el tipo de suelo a mejorar y el desplante de los muros de contención a lo largo de los 350 metros afectados.

La mezcla que suministra está integrada de Bentonita (roca compuesta por minerales) y por Cemento CPC (cemento portland compuesto, el cual es más resistente que uno convencional porque se enriquece con sulfato de calcio), de esta forma brindará mayor estabilidad al terreno, reduce el grado de permeabilidad y mejoran las características mecánicas del subsuelo.

Estos trabajos requieren de una inversión de 250 millones de pesos; de los cuales, en 2017 se aprobaron 50 millones de origen fiscal; en tanto que 10 millones de pesos más fueron transferidos a través del Fondo de Atención para Desastres Naturales (Fonaden) de la CDMX; y los 190 millones restantes se avalaron en la XXI sesión de la Comisión para la Reconstrucción de la Ciudad del pasado 4 de julio.

Una serie de estudios geológicos y geofísicos permitieron revelar las causas del agrietamiento de la vialidad y colapso parcial de los muros existentes. El análisis integral permitió determinar que los daños fueron generados en gran medida debido a que la carretera se localiza en una zona de transición abrupta entre roca firme y zona de lago; además, la piedra colocada como muro sólo estaba sobrepuesta como acabado, sin brindar contención a la vía.

En la última semana, la SOBSE incrementó su fuerza laboral en sitio, donde un equipo de 30 personas trabaja con cuatro máquinas, tres dedicadas a la perforación de pozos de 15 metros de profundidad; y una concentrada en la inyección de la mezcla.

A la fecha, se han realizado casi 100 perforaciones y se han inyectado poco más de 100 mil litros de mezcla. De manera paralela, la dependencia tiene desplegado un equipo de topógrafos dedicados a monitorear las reacciones del terreno y garantizar la seguridad de los trabajos.

Se prevé que la vialidad pueda ser restituida y reabierta este mismo año.