Política Al Margen

Por Jaime Arizmendi

*FAC, Contra Capítulo Agropecuario del TLCAN

Argonmexico / Cuando hubo pa´carne, surgió la vigilia… Luego de 23 años del Tratado de Libre Comercio para América del Norte (TLCAN), en el campo mexicano hay mayor pobreza. Los grandes beneficiarios de las políticas públicas han sido los Vicente Fox, los Vizcarra de Sinaloa, los Usabiaga; los grandes empresarios del agro, que pagan salarios de miseria a los trabajadores del campo.

El gobierno ha detectado que el origen del clima de inseguridad, de violencia, de la red de corrupción que priva en el agro mexicano, con una consecuente y creciente depauperización; debe actuar en ese sentido con nuevas políticas hacia ese sector. No con paliativos, acusan dirigentes del Frente Auténtico del Campo.

Señalan incluso que en el país ni siquiera se requiere aumentar el presupuesto para el agro, sería suficiente con redireccionarlo hacia los pequeños productores. Basta de canalizar los recursos públicos en favor de las grandes empresas.

En tanto, el Centro de Estudios de las Finanzas Públicas (CEFP) de la Cámara de Diputados, prevé que el consumo en el mercado interno “puede seguir debilitándose”, dado que el Índice de Confianza del Consumidor (ICC), como guía complementaria del sistema de indicadores cíclicos, mantiene una tendencia a la baja.

Entre los factores que podrían incidir en la dinámica de la demanda interna se podría ubicar, principalmente, la confianza del consumidor y empresarial, el nivel de precios de los bienes y servicios que se expenden en la economía, la tasa de interés y el tipo de cambio, explicó el Centro de Estudios.

En el “Boletín: Evolución de la Demanda Interna”, el CEFP advierte que la confianza del consumidor en México “se ha venido erosionando, y ha presentado 11 meses de reducciones consecutivas”. Argumenta que el ICC registró una reducción anual de 7.81 por ciento en el último mes de 2016; mientras que en el mismo periodo de 2015 había bajado 0.60 por ciento.

La disminución se debió al desgaste de sus cinco componentes, entre los que destaca el que evalúa las posibilidades de los integrantes del hogar, para efectuar compras de bienes durables, comparadas con las de hace un año, mismo que tuvo una disminución anual de 7.43 por ciento en diciembre de 2016 (0.35 por ciento en el doceavo mes de 2015).

En cuanto a la dinámica de la inversión, el referente de la Confianza Empresarial, también elemento complementario del sistema de indicadores cíclicos, presentó cinco meses de bajas continuas; en diciembre de 2016 ,se ubicó en 99.57 puntos, y disminuyó 0.09 puntos; igualmente, se ha colocado por debajo de su tendencia de largo plazo (100 puntos) por 25 meses consecutivos.

Anota que en México, el gasto total realizado por los hogares en bienes y servicios de consumo continuó su crecimiento y, al mes de octubre de 2016, registró 35 meses de aumentos consecutivos; además, mantuvo una tendencia al alza. Entre enero y octubre de 2016 tuvo un incremento de 3.23 por ciento, mayor que el 2.48 por ciento del mismo lapso de 2015.

El avance del consumo se ve reflejado en los ingresos en las empresas comerciales; al mes de octubre de 2016, tuvieron resultados anuales positivos; empero, bajo cifras ajustadas por estacionalidad, el cambio fue mixto.

Respecto a las ventas de la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (ANTAD), continúan su avance; no obstante, se advierte un cambio a la baja en la tendencia de su tasa de crecimiento.

Por su parte, la llegada de remesas familiares continúa apoyando el consumo, las cuales se ven potencializadas por la depreciación del tipo de cambio nacional; mientras, la venta nacional de vehículos ligeros mejoró y lleva poco más de dos años y medio con alzas. Además, la importación de bienes de consumo no petroleras bajó.

En cuanto a la inversión, ésta no presentó cambios significativos al tener un aumento de 0.10 por ciento entre enero y octubre de 2016, mientras que la importación de bienes de capital bajó su dinamismo.

Respecto a los precios, éstos se han elevado. La inflación general anual, medida por la variación del Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC), mantuvo su tendencia al alza a lo largo de 2016. Y es que a diciembre de 2016, los precios tuvieron un incremento anual de 3.36 por ciento, siendo superior a la que registró un año atrás (2.13 por ciento) y a la de noviembre de 2016 (3.31 por ciento).

De su lado, 50 mil campesinos del Frente Auténtico del Campo se concentran en el Monumento a la Revolución, y marchan hacia Los Pinos, para pedirle al Presidente Peña Nieto cancele el capítulo agropecuario del TLCAN porque, con ese Acuerdo, el gobierno negoció empleos a cambio de soberanía alimentaria.

En su manifestación hacia la casa presidencial, los dirigentes de la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas (UNTA), Central Independiente de Obreros Agrícolas y Campesinos (CIOAC), Coalición de Organizaciones Democráticas Urbanas y Campesinas (CODUC) y Movimiento Social por la Tierra (MST), entregarán una carta en la embajada de Estados Unidos en México, con la misma demanda al presidente Donald Trump.

Marco Antonio Ortiz, dirigente de CODUC, informó que las cuatro organizaciones campesinas del FAC protestarán no sólo por los gasolinazos y el incremento a otros insumos como diésel y luz; sino que reclamarán al gobierno reoriente las políticas públicas y el presupuesto hacia el campo porque, hasta ahora, sólo se ha beneficiado a las grandes empresas exportadoras.

La magna movilización campesina busca llamar la atención de las autoridades sobre la gravedad de la pobreza y el desempleo en el campo; así como por la creciente importación de granos y productos pecuarios, que se ha acentuado desde la entrada en vigor del TLCAN.

Los dirigentes de la UNTA, Álvaro López Ríos; de la CODUC, Marco Antonio Ortiz; CIOAC, Federico Ovalle y Francisco Chew, de MST, coinciden en que la renegociación del TLCAN es la oportunidad histórica de cambiar el modelo de desarrollo en el campo, para mejorar su rentabilidad y el ingreso de los pequeños productores; así como incentivar la producción de alimentos.

“Nosotros decimos que si hoy fortalecemos la soberanía alimentaria, que implica generar condiciones para que los pequeños productores sean nuevamente productivos, vamos a generar empleos en este país, y entonces, vamos a quitarnos el lastre que hoy tenemos.

“Acabemos con el TLCAN agropecuario, para que tengamos otras condiciones; y si Donald Trump quiere levantar su muro, pues que lo levante. Finalmente, los estadounidenses dependen mucho de la mano de obra que nuestros paisanos generan en su país”. Entonces, sólo entonces, ellos sabrán de qué color pinta el verde

 

argondirector@gmail.com y argonmexico@gmail.com

 

Share This Post

Post Comment