Espejito, espejito a medidas de Trump, según la SE

  • Tensa calma en mercados financieros
    •    Programas de FIRA, ineficaces
    •    AMFE, solidez y transparencia
    •    Adamantine se internacionaliza con el BM
    Por Agustín Vargas *
    Argonmexico / Los mercados financieros del mundo y en particular los de México han entrado en una tensa calma luego de la toma de posesión del Donald Trump, porque después de su discurso inaugural el viernes pasado, donde criticó el sistema establecido en su país por sus antecesores y acentuó en medidas proteccionistas, sin especificar acciones, el fin de semana sólo hizo menciones sobre sus planes con el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).
    El presidente Trump dijo que busca discutir pronto con los líderes de Canadá y México para comenzar las negociaciones para renegociar el TLCAN, así como aspectos de inmigración y de la seguridad en la frontera.
    Aunque el mandatario estadunidense aún no  específica qué mejoras quiere, salvo el detener la migración de fábricas estadounidenses y empleos a México, ya convocó al  presidente Enrique Peña Nieto a una reunión en la Casa Blanca para el próximo 31 de enero.
    Hasta el momento, la reacción de la moneda mexicana desde la toma de posesión de Trump ha sido de ligera apreciación, alcanzando su mejor nivel en dos semanas. El hecho de que no haya sucedido el peor escenario, esto es, un anuncio de una salida del TLCAN en el corto plazo, así como la percepción de que el gobierno mexicano se muestra preparado para negociar la nueva relación con EU, son los factores detrás de esta mejora en la moneda.
    También le ha beneficiado que el dólar ha perdido contra la mayoría de las monedas en el mundo gran parte de las ganancias de los dos últimos meses. La ausencia de propuestas específicas de Trump han decepcionado un poco a los inversionistas que esperaban detalles sobre sus planes económicos para impulsar el crecimiento o reducir impuestos, según comentarios de los especialistas.
    En este sentido, cobran relevancia las reuniones de los secretarios de Relaciones Exteriores y de Economía de México, Luis Videgaray e Ildefonso Guajardo, respectivamente, con asesores de Trump el 25 y 26 de enero, que servirán como preparativo para el encuentro del presidente de EU con Peña Nieto el 31 de enero próximo.
    En tiempos de gran incertidumbre, entre más rápido se realicen estas reuniones bilaterales es mejor, ya que pronto se sabrá exactamente cuál es el alcance de las negociaciones que Trump pretende. Esto reduciría parte de la incertidumbre.
    Por otro lado, mejoró la percepción sobre la posición que tendrá México frente a las propuestas en materia del TLCAN del equipo de Trump. De entrada, declaraciones del secretario de Economía, Ildefonso Guajardo,  hacen mención al establecimiento de medidas espejo, esto es, en el momento en que EU aplique una política de castigar importaciones y premiar las exportaciones estadounidenses, México recurrirá a una acción similar para contrarrestar los efectos negativos que esto puede generar. ¿Será que se atrevan a tanto nuestras autoridades ante el terrorista verbal Trump? Ya se verá.
    Programas de FIRA, ineficaces
    Uno de los sectores que Trump quiere ingresar a la renegociación del TLCAN es el agropecuario, que históricamente ha sido el talón de Aquiles de México, mucho de ello generado por la falta de apoyos financieros y elevada concentración de recursos en áreas que a la banca comercial les es redituable
    Decimos esto porque recientemente el ingeniero Enrique Bojórquez Valenzuela,  presidente de la Asociación Mexicana de Entidades Financieras Especializadas (AMFE), no bancarias, denunció las ineficiencias y la excesiva regulación de la Banca de Desarrollo para la diversificación de recursos.
    Comentó que las regulaciones recientes promovidas por el Fideicomiso Instituido en Relación con la Agricultura (FIRA), en relación a la diversificación forzosa para las entidades financieras especializadas, lo que implica al menos contar con una línea de fondeo de la banca comercial, y para la cual inclusive se planteó una garantía FEGA, son ineficaces.
    La banca comercial local no tiene interés en financiar a entidades que puedan eventualmente representar una competencia, o bien, concentran los recursos captados del público en productos financieros de mayor rendimiento. Hay casos en los que las instituciones inclusive desconocen el programa.
    FIRA, entidad que concentra ya la mitad de sus recursos con la banca comercial, impone cada día requisitos cuyo resultado evidente hasta ahora, parece detener el crecimiento de buenos intermediarios no bancarios con los que venían operando desde hace tiempo, y ello en beneficio de un pequeño número de bancos comerciales que tienen productos para el sector agroindustrial del país, el cual no encuentra los niveles de financiamiento que requiere para asegurar medianamente la producción local de los productos de la canasta básica primaria en México.

¿Por qué cambiar las condiciones cuando las mismas no mostraban signos de agotamiento?, cuestiona el líder de las entidades financieras no bancarias.
Tratándose del programa de garantías el cual tiene como objetivo apoyar a los intermediarios en su proceso de participar en el mercado de valores, no ha podido concretarse, toda vez que:
El porcentaje máximo de garantía de parte de FIRA en este programa es del 50%, cuando el porcentaje debiera ser igual al de la banca comercial, es decir, que pueda llegar hasta el 90%.
FIRA pretende que la cartera que se origine con los recursos de la emisión, sea totalmente dirigida a operaciones elegibles para esta institución. “Consideramos que esto no es correcto y acota los esfuerzos de diversificación de cartera y riesgos que deben tratar de llevar a cabo las instituciones financieras.
Propone que con los recursos de la emisión se genere cartera elegible para FIRA hasta por un importe igual a la garantía que otorgue, y el resto de la cartera sea canalizada a operaciones que le interesen desarrollar a cada intermediario,
Bojórquez, reelegido para un tercer periodo en la Presidencia de la AMFE, también es contundente en su análisis sobre la realidad económica que vive actualmente el país y la describe en una sola palabra: incertidumbre.
A propósito, la AMFE realizará su VIII Congreso en mayo próximo en Acapulco, Guerrero, evento con el cual se patentizará la solidez, transparencia y el profesionalismo de dicha asociación.
Adamantine se internacionaliza con el BM
Por cierto, y hablando de AMFE, recientemente la empresa que representa su vicepresidente del Sector Inmobiliario, Antonio Dávila Uribe, internacionaliza sus operaciones al suscribir una asociación con la International Finance Corporation (IFC) del Banco Mundial hasta por un monto de 150 millones de dólares.
Estamos hablando de la sofom regulada Adamantine, que es presidida por Antonio Dávila Barberena, la cual iniciará la adquisición de carteras de créditos al consumo e hipotecarios en México y en doce países del Caribe bajo el “Programa de alivio para activos en problemas” del IFC.
Cabe anotar que esta firma administra exitosamente, desde el año 2000, activos hipotecarios, inmobiliarios y financieros, por más de 27 mil millones de pesos. De ahí que el equipo de José Oriol Bosch, la considere como una candidata para cotizar en la Bolsa Mexicana de Valores.
Síganos en www.habitatmx.com. Escríbanos también a avargas@habitatmx.com

Share This Post

Post Comment